Situación

El Castillo de Santa Ana se alza sobre el monte del mismo nombre y junto a la ermita también homónima, en la localidad de Oliva, en la comarca de La Safor de la provincia de Valencia.

Historia

En el término municipal de Oliva se han encontrado importante vestigios prehistóricos. Formó parte del reino musulmán de Dénia y tras la conquista quedó dependiente del castillo del Rebollet.

Jaime I la donó a la familia Carròs, para pasar en 1382 a los Riusec y posteriormente a

los Centelles. En 1448 Alfonso el Magnánimo le concedió el título de condado,

otorgándolo a Francisco Gilabert de Centelles. A mediados del siglo XVI se produjo la

unión con el ducado de Gandía merced a la boda celebrada entre Carlos de Borja y

Magdalena de Centelles.

Con el decreto de 1609 fue expulsada la práctica totalidad de la población morisca, pero

fue repoblada rápidamente con cristianos viejos, con lo que continuó siendo la entidad

humana mayor de la comarca, superior incluso a la villa de Gandía.

El castillo de Santa Ana fue construido por los musulmanes en el siglo XII.

Estado de conservación

Se encuentra en estado de ruina progresiva. Sólo quedan hoy algunos lienzos de muralla. En su recinto se han instalado diversas infraestructuras radioeléctricas.

Protección

Bajo la protección de la Declaración genérica del Decreto de 22 de abril de 1949, y la Ley 16/1985 sobre el Patrimonio Histórico Español.

Visitas

Es de acceso libre. Más información en Oficina de Turismo, teléfono 962 855 528.

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now